DIY

Haz un mural de Mario Bros con ¡perler beads!

No sé si os acordáis de los Perler Beads (esos cacharricos de plástico de colores), pero, ¡han vuelto! Bueno, volvieron hace ya un tiempo, pero yo aún no había encontrado ningún proyecto con ellos que me resultara llamativo y útil, hasta que vi este que es sencillo, bonito y totalmente personalizable.

Lo que me encantó de la idea de hacer un mural de Mario Bros es la infinidad de posibilidades que eso suponía ya que podía crear la pantalla que quisiera, con las imágenes o figuras que quisiera y en el espacio que quisiera.

En mi caso he hecho un mural bastante sencillo, con los elementos más emblemáticos del mundo Mario y el suelo de ladrillos típico.

2. Mario perler beads (5)

Para hacerlo solo necesitarás perler beads de los colores que vayas a utilizar. En IKEA venden un bote enorme. Es un poco engorro eso de ir seleccionando los colores, pero está bastante bien en general. Yo utilicé los que me quedaban de ese bote  y, a parte, compré bolsitas de color marrón y negro porque se necesitan bastantes.

A parte de los perler beads en sí, necesitarás las placas de plástico con pinchos en los que se colocan. Estas placas pueden ser de forma cuadrada o redonda (también hay triángulo, estrellas, corazones… pero lo básico es esto). Para la mayoría de patrones que hay por internet se utilizan las cuadradas. Y si aún no tienes tu placa, yo te recomiendo que te compres las placas que tienen pestañas a los lados de tal forma que puedes unir más de una y así hacer imágenes más grandes. Todo esto lo encontrarás en cualquier tienda de juguetes infantiles o en un bazar.

Eso es todo lo que necesitarás. El proceso es muy muy simple, o al menos el que sigo yo, que es el siguiente. Primero me pongo en un plato o tapa de algún bote, un montón de perler beads de colores o, si ya los tengo seleccionados, solo los que voy a necesitar. Me coloco la placa delante y voy siguiendo una foto de la figura que quiero conseguir. Es como seguir un patrón de punto de cruz, solo que sin pincharte y pudiendo deshacer cualquier error sin problemas.

2. Mario perler beads(3)

Cuando ya tienes hecha tu primera imagen, toca sacar la plancha. Hay que cubrir la imagen con papel para el horno con cuidado de no arrastrar las piezas al hacer eso. Una vez esté caliente la plancha, pásala por encima del papel. Hazlo despacio, no tengas prisa. No se trata de poner la plancha encima como si de una prensa se tratara. Si haces eso puedes pasarte de calor y acabar fundiendo los pinchos de la plancha. Pero si tienes un poquito de cuidado, no habrá ningún problema.

Tras haber fundido las piezas, deja que ésta se seque bien para que quede plana. Después puedes sacarla de la placa y, si te apetece, puedes planchar la otra cara de la figura poniéndole papel para horno encima. Este último paso no es necesario, pero a mi me da más seguridad.

Una recomendación, que yo aprendí tarde, es que es mejor si ya tienes una idea del mural que quieres conseguir, o tienes un boceto de como quieres que quede. Esto es muy útil para que centres tu tiempo y tu esfuerzo en crear solo aquellas imágenes que vayas a utilizar. Y no solo aquellas que te parecen bonitas porque, en serio, hay cientos de imágenes de Mario Bros y de todo lo que quieras para hacer con este material.

¡Y eso es todo!

Mural Mario perler beads terminado

Una vez has hecho una imagen, ya sabes hacer cualquier otra. ¿A que es sencillo? A mi, personalmente, me resulta muy relajante colocar todas esas pequeñas piezas en un lugar, creando una imagen. Ahora solo quedaría fijarlo a la pared. Mi recomendación es usar blu tack (una plastilina adhesiva) o algún material similar. De esta manera puedes cambiar el nivel cuando te apetezca. El mío seguro que cambiará en el futuro y habrá nuevas incorporaciones. ¿Qué te parece a ti? Me encantaría saber tu opinión.